Hasta hace algo más de tres años, Guillermo del Toro era el director elegido para llevar a la gran pantalla el proyecto de El Hobbit, y aunque permanece acredtado como guionista en Un Viaje Inesperado, el cineasta mexicano reconoce que aún no ha visto El Hobbit.

Durante más de un año, Guillermo del Toro trabajó intensamente en El Hobbit, hasta que cansado de los continuos retrasos del proyecto, decidió abandonar en Mayo de 2010. Ahora, el cineasta mexicano se encuentra inmerso en la promoción de su última película, Pacific Rim (película en la que curiosamente participa Robert Kazinsky, el Fili original de El Hobbit que tuvo que abandonar el rodaje un mes después de que comenzara). Y en una entrevista en Vulture, preguntado por si quedaba algo de sus diseños de Smaug en el dragón que se pudo ver al final del primer trailer de La Desolación de Smaug, del Toro contestó lo siguiente: “No he visto la segunda película. No he visto la primera película, asi que no sé. He estado muy ocupado haciendo mis propias películas (risas)”.

No parece que del Toro guarde un buen recuerdo de su etapa trabajando en el proyecto de El Hobbit, y no le habrá gustado nada que no apareciera acreditado como guionista en los créditos del trailer de La Desolación de Smaug (recordemos que sí está acreditado como guionista en Un Viaje Inesperado).

Esta noticia fue publicada en El Hobbit y etiquetada con El Hobbit, Guillermo del Toro, La Desolación de Smaug, peliculas, Un Viaje Inesperado. Anota el permalink.

Comentarios

8 Responses to Guillermo del Toro aún no ha visto El Hobbit: Un Viaje Inesperado

A mi este tema siempre me ha olido algo mal. No creo que la salida de Del Toro de las peliculas fuese solamente por temas de retraso, alguien o algo por detras tambien lo pedia.

Esta teoría de la conspiración me parece algo absurda la verdad. Si es por insinuar que alguien quería a Peter Jackson en lugar de a Guillermo del Toro, recuerdo que no se eligió a Jackson en un primer momento porque entonces estaba muy reciente (si es que había terminado el pronceso) de la demanda que Jackson presentó contra New Line por los beneficios de El Señor de los Anillos. Jackson demandó al estudio porque consideraba que no había recibido todo el dinero que debería haber recibido. Asi que en ese momento, las relaciones entre New Line y Jackson eran bastante tensas, y ninguna de las partes quería que Jackson fuera el director de El Hobbit.

Dicho esto, los retrasos de El Hobbit no eran retrasos normales, habituales en la producción del cine. El Hobbit se anunció oficialmente en Diciembre de 2007, y en primavera de 2008 se confirmó oficialmente a del Toro como director. Y él abandonó en Mayo de 2010, unos dos años después. En ese tiempo se trabajó en el guion, en los diseños conceptuales, pero poco más, porque el proyecto no tenía luz verde oficial…

¿Y por qué no tenía luz verde? Porque El Hobbit era (y es) una coproducción entre Warner Bros y la MGM, porque cada uno de los estudios tenía parte de los derechos de El Hobbit (uno tenía los derechos de producción y otro los derechos de exhibición, es decir, uno podía rodar la película pero no podía estrenarla, y el otro podía estrenarla, pero no producirla). Por parte de Warner Bros, el proyecto habría tenido luz verde enseguida, y hasta que no se tiene la luz verde no puede comenzar la pre-producción. Pero la MGM no daba luz verde, porque la MGM no tenía el dinero que tenía que poner en su parte de la producción, porque arrastraba una deuda de casi 4 mil millones de dólares. La MGM pertenece a Sony, quien puso el estudio a la venta, aunque nadie quiso comprarlo. La MGM canceló todos sus proyecyos, incluída la siguiente película de James Bond (la que al final ha sido Skyfall, que permaneció cancelada más de un año), porque no tenía dinero para financiarlos. Los acreedores de la MGM se les echaron encima, y estuvieron meses negociando una solución.

El resultado es que durante meses, El Hobbit se quedó en el limbo. No estaba cancelado pero no tenía luz verde, no se podía avanzar en el proyecto. Y lo peor es que no parecía que la solución fuera a llegar muy pronto. Y dos años después de que se le confirmara oficialmente como director, harto de esa situación, y porque no queria pasar los próximos 3 ó 4 años de su vida en Nueva Zelanda, del Toro renunció en Mayo de 2010.

Durante el verano empezaron los rumores sobre el nuevo director, del Toro mismo dijo que quería que Peter Jackson fuera el director. Mientras tanto, las negociaciones entre la MGM y sus acreedores fueron dando sus frutos, los acreedores consiguieron cambiar a los dirigentes del estudio y pusieron a nuevos dirigentes, quienes presentaron un nuevo plan de viabilidad al estudio, lo que fue todo un balón de oxígeno para la MGM. Así, en Septiembre de 2010, El Hobbit por fin tuvo luz verde, y se confirmó a Jackson como director. Al parecer Jackson no quería en un principio, pero fue el por entonces director general de Warner Bros, Alan Horn, el que le convenció.

Como dato significativo, cuando se anunció oficialmente el proyecto en Diciembre de 2007, se preveía que se fuera a rodar en 2009, y las películas se estrenarían en 2010 y 2011. Unos meses después, esas fechas cambiaron a rodar en 2010 y estrenar en 2011 y 2012. Y la crisis de la MGM voló ese calendaro por los aires.

Cada persona tiene sus rarezas y sus propias manías, pero no ver una película de estas dimensiones 8 meses despues de su estreno sabiendo que el ha participado en el guion, me parece muy raro. Ademas, no creo que la falta de tiempo como el dice sea una escusa… vale que la pelicula sea larga, pero de ahi a que no saque dos horas y media para verla…
Yo en ningun momento he hablado de teoria de conspiración, de echo no sabía que este tema ya lo habiais debatido en los foros, pero hay cosas que no me cuadran y no se que me da que a Guillermo Del Toro algo no le gustaba…
Saludos.

Todo esto se fue debatiendo en los foros a medida que iban saliendo las noticias y cada vez se ponía más negro el futuro de El Hobbit…

Y sí, perdona si me pasé con lo de teorías de la conspiración, es que en estos días he tenido que responder en Facebook a varias personas que directamente pensaban que todo había sido una maniobra del estudio para echar a del Toro…

La salida de Guillermo del Toro es algo simple. En primer lugar, él no es neozelandés, asi que a él lo de tener que pasar tantos años en Nueva Zelanda centrado única y exclusivamente en El Hobbit no le debía entusiasmar. En segundo lugar, no es un amante de Tolkien como lo podamos ser nosotros, o como lo puedan ser Jackson, su mujer o Philippa Boyens (aunque luego hagan lo que hacen en el cine xD). Guillermo del Toro dijo que no le gustó El Señor de los Anillos, el libro, o que no había podido terminar de leerlo, o algo así, antes de que le ficharan para El Hobbit. Después dijo que sí, que era cierto, pero que El Hobbit en cambio le encantaba… Tenía a su equipo habitual trabajando con él, Peter Jackson no debía meter mucha baza porque en esa época quería desentenderse bastante del proyecto.

Guillermo del Toro nunca se había embarcado en un proyecto de tal magnitud, y aún menos trabajar de forma exlclusiva en un único proyecto. A él le gusta tener varios proyectos sobre la mesa, algunos posibles para dirigir y otros para colaborar en si desarrollo como productor. Esto no era posible con El Hobbit. Asi que cuando vio que el proyecto llevaba dos años de retraso, que desde hacía más de 6 meses todo estaba paralizado por la crisis económica de la MGM, y que eso no se sabía cuándo se solucionaría (se solucionó en pocos meses tras la partida de del Toro, pero igial podría haber durado un año más), se hartó y se largó.

Y sobre la noticia en sí, yo creo que del Toro debe estar cabreado por todos los problemas que le arrebataron esa oportunidad. Y quzás pensaba que Jackson ‘respetaría’ más el trabajo que él había hecho, porque de los diseños conceptuales, no creo que el estilo de del Toro y Mike Mignola sea el de Jackson, Lee, Howe y el equipo de Weta. Y Jackson y Boyens han dicho que del guion en el que trabajaron con del Toro no queda prácticamente nada, que se reescribió casi por completo. Eso tampoco le habrá entusiasmado, estará un poco dolido.

En el fondo creo que lo que quiere es que le dejen en paz con el tema de El Hobbit y ya está.

Eso ya me suena mejor! XD Es cierto que Del Toro pueda estar dolido porque no se hayan mantenido sus ideas y sus guiones, al fin y al cabo a él le costo su trabajo no? Aun así, una vez que abandonas un proyecto no puedes exigir nada… la decisión la tomó con todas sus consecuencias.

Bajo mi punto de vista prefiero que El Hobbit lo haya dirigido PJ. Quizas sea una postura muy conservadora y como dice el dicho, mas vale lo malo conocido que lo bueno por conocer… Pero prefiero ver una película mas acorde a la anterior trilogía y con esa esencia que PJ capto maravillosamente de la Tierra Media, que una película hecha por Del Toro. Seguramente esta ultima iba a ser mas espectacular y con unas criaturas mas llamativas, pero estoy seguro que el guion y la esencia de la historia habria cambiado mucho. Al fin y al cabo cada director busca su gloria y seguramente Del Toro en un afan de querer superar a la anterior trilogia, iba a echar por tierra la unión entre ambas… Esta el solo una opinión personal, no se en realidad lo que habria salido de Del Toro…

😉

Yo siempre fui de los que dijo que no quería que Guillermo del Toro fuera el director, me parece un buen director, sí, pero su estilo (y sus películas) no me gustan absolutamente nada. Y no creo que sue stilo encaje en el estilo de la Tierra Media, ni en el que creó Peter Jackson con El Señor de los Anillos, ni muchísimo menos con el de Tolkien. Yo me alegré cuando dijo que se iba la verdad. Y a los dos días de irse ya empezaron los rumores sobre Peter Jackson xD

Deja una respuesta