J.R.R. Tolkien vivió en la casa del número 20 de Northmoor Road de Oxford entre 1930 y 1947, y en ella escribió ‘El Hobbit‘ y parte de ‘El Señor de los Anillos‘.

El año pasado se puso a la venta la casa del número 20 de Northmoor Road de Oxford en la que vivieron J.R.R. Tolkien y su familia entre 1930 y 1947, una noticia que provocó que muchos aficionados desearan que dicha propiedad se convirtiera en un museo dedicado al Profesor. Parece que sus deseos podrían estar más cerca de hacerse realidad, porque en The One Ring se hacen eco de la noticia publicada en la revista People acerca de una iniciativa que busca, a través del crowdfunding, comprar la casa y convertirla en un centro cultural. Se trata del Project Northmoor, una iniciativa que cuenta con el apoyo de numerosas personalidades cercanas al mundo tolkiendil incluidas los actores Martin Freeman, Ian McKellen y John Rhys-Davies, la cantante Annie Lennox o Clifford Broadway, uno de los editores de The One Ring.

ACTUALIZADO (3 de diciembre)- Tras leer detenidamente la página web del proyecto y las impresiones de tolkiendili de pro en los que confiamos plenamente, hemos decidido realizar algunas correcciones y aclaraciones a este artículo, ya que “no es oro todo lo que reluce”. Aunque dicha frase es una traducción errónea de lo escrito por Tolkien, parece que en este caso es bastante apropiada.

Aunque en la portada de su página web anuncian que con esta iniciativa buscan “crear el primer centro en el mundo dedicado a J.R.R. Tolkien” y “asegurar la casa para los fans de Tolkien”, parece que la realidad será bien distinta. El objetivo, de hecho, es crear un “hogar acogedor de continua creatividad que inspire a las nuevas generaciones de escritores, artistas y cineastas”. De crearse, el centro ofrecerá numerosos eventos como retiros, seminarios para escritores y otros eventos culturales que ofrecerán la posibilidad de alojarse en la vivienda, además de programas online. Sin embargo, en ningún momento se plantea la posibilidad de que la casa se pueda visitar libremente (ni pagando una entrada, como en un museo), a no ser que se participe en una de dichas actividades.

(Pinchad en las imágenes para verla a mayor resolución)

Otro detalle a tener en cuenta es que ni Tolkien Estate ni la familia Tolkien están involucrados en este proyecto. Tampoco lo están otras instituciones relacionadas estrechamente con Tolkien como la Biblioteca Bodleiana de la Universidad de Oxford o la Universidad Marquette de Wisconsin, por citar algunas. Por estos motivos, cuesta pensar que este proyecto vaya a estar realmente dedicado de forma específica a la figura de J.R.R. Tolkien, y es más probable que acabe siendo un centro cultural multidisciplinar que ofrezca un alojamiento de excepción.

Para que esta iniciativa fructifique es necesario recaudar al menos 4,5 millones de libras (unos 5 millones de euros). Para ello, los impulsores del proyecto piden la donación de los aficionados de todo el mundo, ofreciendo además varias recompensas en función de la donación realizada. No obstante, las donaciones no serán reembolsables. Es decir, aunque la campaña no alcance su objetivo final, el dinero recaudado no será devuelto a los donantes. De hecho, según explican en su página web, si no se alcanza la meta, todas las donaciones se utilizarán para cumplir el objetivo benéfico de la organización.

También se han alzado voces que cuestionan la naturaleza de la organización impulsora de este proyecto, la fundación Project Northmoor Limited. Esta fundación está registrada como una organización benéfica en Inglaterra, pero también está registrada como una compañía limitada privada. Como han señalado a través de Twitter reconocidos tolkiendili como Jeremy Edmonds o Marcel Aubron-Bülles, tanto la fundación como el proyecto tienen estrechos lazos con otras fundaciones benéficas de carácter cristiano. Y es que, como se afirma en la página de donación del Project Northmoor Fund, uno de los objetivos de la fundación es “aumentar el reconocimiento de la vida y fe de J.R.R. Tolkien”.

Todas estas cuestiones, incluyendo la vaguedad y ambigüedad de los objetivos del proyecto, han despertado el recelo de buena parte de la comunidad tolkiendil internacional. De hecho, ayer mismo apareció una cuenta de Twitter llamada Project NorthMoor Small Print en alusión a la letra pequeña del proyecto que pretende, precisamente, arrojar luz sobre todas estas cuestiones.

Los impulsores del Project Northmoor han creado un vídeo, con subtítulos en múltiples idiomas (incluido el español, por supuesto), en el que explican el proyecto. Podéis ver el vídeo aquí.


 

Desde noviembre del año 2004, la casa del número 20 de Northmoor Road es un momumento clasificado del Reino Unido de grado II, grado que se otorga a los edificios particularmente importantes que tienen más que un interés especial. Construida en el año 1924, la vivienda tiene más de 370 metros cuadrados de alojamiento.

Si, a pesar de todo, estáis interesados en contribuir en este proyecto, aquí tenéis más información sobre las donaciones. Sin embargo, os recomendamos encarecidamente que leáis muy atentamente toda la información disponible acerca de esta cuestión antes de realizar vuestra donación. Para más información sobre el Project Northmoor, podéis visitar su página web, su página de Facebook, su cuenta de Twitter y su cuenta de Instagram.

Esta noticia fue publicada en Mundo Tolkien y etiquetada con , , , , , , . Anota el permalink.

Deja una respuesta